Por desgracia

TOLERANCIA CERO CON LA VIOLENCIA, TODAS LAS VIOLENCIAS DE GENERO. Desde que entró en vigor la LIVG (Ley Integral Violencia de Género), muchas mujeres han sido salvadas de sus maltratadores, a muchas mujeres se les ha ayudado y protegido. Pero en ciertas ocasiones esta Ley también ha sido usada de modo injusto, a modo de arma contra hombres inocentes. Es comprensible que los gobiernos niegen la existencia de las denuncias falsas, pero el clamor de cientos de hombres que han sufrido el abuso y la tortura provocados por este mal uso, no es ninguna insignificancia que se pueda pasar por alto. Desde enero de 2007 este blog intenta servir como fuente de información que en muchas ocasiones no es fácil recopilar. El aporte de cientos de colaboradores que encuentran las noticias o que cuentan su propio caso, hacen posible este trabajo. La historia sigue y CONTINUAN apareciendo DENUNCIAS FALSAS, la parte positiva es que las mentirosas comienzan a ser castigadas con cierto rigor.

lunes, 3 de marzo de 2008

DENUNCIA FALSA: POLICIA MALVADA

... Me acaban de llamar y me han dicho que un compañero vuestro y gran amigo mío lo han detenido esta mañana porque su ex le ha puesto una denuncia “FALSA” y está en comisaría.

El agredido ha sido él por su ex, esta le ha dado un empujón y un guantazo en la cara (todo esto delante de su hijo y de su madre, porque hoy le tocaba estar con su hijo y había ido a recogerlo). Acto seguido se han dirigido padre, hijo y abuela a la comisaría más cercana para poner una denuncia a su ex y en la comisaría no se lo permitían sin un parte de lesiones.
El les ha dicho que no había lesiones, puesto que había sido solo un tortazo, y la policía le dice que fuera a urgencias, que aunque no había lesiones físicas, si las había psicológicas y se ha quedado la abuela con el nieto, en comisaría esperándolo. He de decir que el pequeño tiene 14 meses.
En vista de que pasaban las horas y su hijo no regresaba, la abuela preguntó a los policías que cómo podía tardar tanto y los policías le contestaron que debía haber mucha gente en urgencias. La abuela le dijo a una policía que se tenía que ir porque tenía que darle de comer al pequeño, a lo que la policía le contestó que no se fuera que puesto que había sido testigo de la agresión, tenía que declarar ella también, que ella la acompañaba a una farmacia para que le comprara un potito al niño y le diera de comer.
Así lo hicieron, la abuela le dio de comer y el nene se quedó dormido encima de una mesa, que lo puso la abuela porque estaba rendida de las horas que llevaba con él en brazos. A esto se le acerca otro policía y le dice que esta denuncia se pasa por violencia de género, a lo que la abuela contesta que sí, que su hijo ha sido agredido. La abuela se queda sorprendidísima cuando el policía le dice que sí, pero que el denunciado ha sido su hijo y estaba detenido en comisaría, no en urgencias. La mujer no daba crédito a lo que estaba oyendo, además le dijeron que la madre del niño estaba allí para llevárselo, porque ellos la habían llamado.

Esto no tiene nombre. A esta madre, (espero que lo lea) no le ha importado que su hijo haya pasado horas y horas en una comisaría, con tal de hacerle daño a su ex; pero esque la policía tampoco ha tenido escrúpulos en tener engañada a esta pobre abuela durante horas, y con el niño en brazos, hasta que la madre del niño ha llegado y se lo ha llevado.

¿Cómo puede haber gente tan mala y con tan pocos sentimientos, que permiten que un niño se maltrate de ese modo? ¿Eso es cariño de madre? ¿Y dónde están esos jueces y esas mujeres feminazas que dicen que no hay DENUNCIAS FALSAS?.

A las 22,00 horas del domingo 9 de diciembre, mi amigo sigue detenido y no tenemos noticias de él, porque no hemos podido contactar con su abogado.