Por desgracia

TOLERANCIA CERO CON LA VIOLENCIA, TODAS LAS VIOLENCIAS DE GENERO. Desde que entró en vigor la LIVG (Ley Integral Violencia de Género), muchas mujeres han sido salvadas de sus maltratadores, a muchas mujeres se les ha ayudado y protegido. Pero en ciertas ocasiones esta Ley también ha sido usada de modo injusto, a modo de arma contra hombres inocentes. Es comprensible que los gobiernos niegen la existencia de las denuncias falsas, pero el clamor de cientos de hombres que han sufrido el abuso y la tortura provocados por este mal uso, no es ninguna insignificancia que se pueda pasar por alto. Desde enero de 2007 este blog intenta servir como fuente de información que en muchas ocasiones no es fácil recopilar. El aporte de cientos de colaboradores que encuentran las noticias o que cuentan su propio caso, hacen posible este trabajo. La historia sigue y CONTINUAN apareciendo DENUNCIAS FALSAS, la parte positiva es que las mentirosas comienzan a ser castigadas con cierto rigor.

viernes, 14 de noviembre de 2008

El fiscal acusado de delito de lesiones a su ex mujer renuncia a ser traslado a Gandía

«Él considera que, en este momento, lo más conveniente es quedarse en Dénia, y yo también», ha indicado Romero, quien ha precisado que esa renuncia «se admitirá con toda seguridad».

EFE
El coordinador de fiscales de Dénia, que será juzgado como supuesto autor de un delito de lesiones a raíz de mantener un posible forcejeo con su ex mujer, ha renunciado a la petición de traslado que había solicitado para ingresar en la Fiscalía de Gandía, ciudad en la que vive su ex pareja.
Así lo ha anunciado hoy el fiscal-jefe de Alicante, José Antonio Romero, quien ha dicho que ha sido el propio coordinador de fiscales de Dénia el que ha pedido la paralización de ese proceso ante una posible malinterpretación de su traslado, después de la repercusión que ha tenido este caso en algunos medios de comunicación.
El coordinador del ministerio público de Dénia será juzgado, posiblemente el próximo mes de diciembre, como presunto autor de un delito de lesiones en el ámbito familiar.Los hechos ocurrieron en el domicilio de la mujer, en Gandía, donde el procesado acudió a ver a una de sus hijas, sobre la que tenía establecido un régimen de visitas.
En el rellano, el acusado cogió, al parecer, a la mujer por el brazo y, cuando estaba intentando desasirse, la soltó bruscamente, lo que motivó que se golpease contra la barandilla y cayera por las escaleras, según recoge el escrito de la acusación pública.
La Fiscalía pide para él una pena de siete meses de prisión ó 40 días de trabajos para la comunidad, así como la prohibición de acercarse durante dos años a la víctima, quien trabaja en los Juzgados de Gandía.
La defensa solicita la libre absolución, mientras que la acusación particular pide un año de prisión, la suspensión de empleo y cargo durante el tiempo de la condena y una indemnización de 30.000 euros.

No hay comentarios: